Eneik.net

Año 2002

Volver
Oye mi canto: ¡el gazpacho!

30/09/2002 Diario HOY

Culmina con éxito la colocación del nuevo puente ferroviario en el arroyo Guerrero.
La última fase consistía en colocar los nuevos raíles y travesaños de la vía.


Culminó con éxito la delicada obra de sustitución de un puente por otro sobre la vía del tren que ha de salvar el arroyo Guerrero, junto al kilómetro 19 de la antigua carretera Badajoz-Montijo. Tras desprender la antigua estructura metálica, durante la madrugada del sábado al domingo se procedió a colocar el nuevo puente, más resistente y cuyo peso ronda las 100 toneladas. Dos grúas inmensas se han encargado de buena parte del trabajo, no exento de riesgos y complicaciones al tener que restablecerse el tráfico ferroviario hoy a la seis de la mañana, después de que ayer se procediera a la colocación de raíles y travesaños.
Ha sido un fin de semana estresante para el medio centenar de operarios de la UTE Aljucén, toda vez que debían concluir el reemplazo del puente, de 32 metros, en un plazo que comenzó desde que pasó el último tren por esta vía el viernes por la noche hasta esta mañana, cuando Renfe tenía previsto restablecer el servicio.

Colocación de las grúas.
Día y noche el trabajo se ha centrado básicamente en colocar dos inmensas grúas con el tino suficiente como para elevar semejante estructura, de más de cien toneladas y ubicada junto al cauce de un arroyo, lo que despertó cierta expectación por la espectacularidad de la ejecución entre los curiosos que se acercaron a esta zona.
Previamente, se produjeron estudios a conciencia de topógrafos y demás técnicos, además de un desbroce del lugar que permitiera acceder hasta la vía a los camiones, tanto el que portaba el nuevo puente, más resistente, como la piezas de la grúa de CABA-Elevación, las más grandes de la región.
La obra ha sido promovida por el Ministerio del fomento dentro de las mejoras previstas en el tramo ferroviario Badajoz-Aljucén.

eneik@hotmail.com